Loading...

¡Que Dios le bendiga!

Bueno, las palabras se dice se las lleva el viento, pero ofenden a veces.

Enlace copiado
Nery de Zaldaña - Escritora

Nery de Zaldaña - Escritora

Enlace copiado

En el bagaje de "la comunicación" verbal de estos tiempos, ya sea personalmente o por teléfono, en muchas personas prima el estilo pragmático, informal, directo, sin términos rebuscados, algo calichero, y si se aguanta hasta vulgar; y esa manera de expresarse es totalmente comprensible, recibida, aceptada y poco criticable por las partes, especialmente cuando ambas están sintonizadas en ambiente, formación académica, profesión, pero muy especialmente en la contemporaneidad de ambos, o sea la "edad". Y esas maneras de expresarse o dirigirse a otros incluso se ven en algunas iglesias cuyos dirigentes (mediana edad o viejos, vivos o ya muertos) hablan con vulgaridad, sin respetar los púlpitos para expresar términos totalmente impropios que no glorifican al Altísimo como debiera ser, toda vez que están desempeñando el rol de mensajeros del Señor, y las patanadas no pueden tener cabida en esos recintos porque ahí está Él; y sin embargo, las masas congregadas celebran, se ríen y aplauden.

Un día de estos escuché a una locutora ridiculizando su audiencia nocturna, que sería la hora de música formal, y oiría la tan "choteada" frasecilla "que Dios le bendiga"; o que al preguntarles "cómo están", resultan diciendo "bien, por gracia de Dios". Esta burla dirigida a personas que gustan de melodías de hace algunas décadas, y que efectivamente al telefonearles terminan con "bendiciones" o "Dios le bendiga", denota un emisor carente de buena educación, de respeto y consideración para su público, una persona que le falta mucho por aprender y por sufrir, y que no ha filosofado correctamente al tratar con diferentes públicos, incluida la gente mayor, quienes por lo general saben expresarse con propiedad, con la tonalidad adecuada, con la sagacidad y la seguridad de sentir su propio peso y valor y con un lenguaje verbal y corporal ecuánime y transparente; y que, aunque se les considere "fuera de onda", "momiza", etcétera, son o fueron los pilares fuertes donde la juventud actual descansa o descansó... Un locutor de radio lo menos que puede es ser cauto en sus expresiones para que todo su público los quiera, los siga, prefiera esa emisora y conozca sus promociones.

Bueno, las palabras se dice se las lleva el viento, pero ofenden a veces; la manera de hablar es potestativo de cada cual... o de escribir; pero no tienen nada de ridículo ni risible las buenas maneras, los hermosos términos al contestar que estamos bien por gracia de Dios, o decirle a alguien "que Dios le bendiga"; al contrario, sobre lo académico el mejor complemento es el aprendizaje del diario vivir, y escuchar respetuosamente a otros alecciona en oratoria, dialéctica, gramática, sociología, etcétera, porque fuera de las nuestras, puede haber mejores gafas para ver el mundo.

Es lindo que alguien honre al Señor diciéndolo literalmente; y es precioso que nos echen bendiciones en nombre de Él. Igualmente, sería grandioso que volvamos a saludar, a decir "con permiso" y "gracias", lo cual no teníamos, y se terminó de perder al ingresar a la "U". Moral, Urbanidad y Cívica deberíamos implementarlas desde el hogar y desde la Primaria; además, clases de oratoria, redacción, ortografía y puntuación, correcta separación de palabras en sílabas, gerundios, evitar vicios como "haiga"; y no llamar malo o ridículo a lo realmente bueno. Ahora bien, si el asunto fuese verdaderamente malo pero no te daña personalmente, lo mejor que puedes hacer es callar.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 107 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • palabras
  • locutor

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines