Lo más visto

Más de Opinión

"Siempre tendréis pobres..."

Enlace copiado
Óscar Rubén Zelaya Lara - Colaborador de LA PRENSA GRÁFICA

Óscar Rubén Zelaya Lara - Colaborador de LA PRENSA GRÁFICA

Enlace copiado

Las palabras de Jesucristo a sus discípulos, afirmando "siempre tendréis pobres con vosotros y cuando queráis les podrás hacer el bien, pero a mí no siempre me tendréis" son una realidad, ahora también lo son y serán ciertas por toda la vida, por lo que así como entonces se les buscaba una actividad o un esfuerzo personal, hacerles el bien a través de los siglos, se ha venido ayudando de una u otra manera a este "sector", aun cuando de antemano sabemos que será imposible una erradicación total, por ello existen programas de gobierno y privados, así como personas altruistas que se permitan colaborar en esta indefinida campaña.

Recientemente me permití exteriorizar algunas ideas técnicas sobre este problema, reafirmando que la pobreza de una persona, familia, sector o nación es cuando se encuentran viviendo en gran medida en una situación de escasez de mentalidad, bienes o servicios que le sean necesarios para su subsistencia. Por regla general se hacen estudios relacionados con la pobreza en los cuales en alguna medida se determina el grado o nivel de bienes o servicios disponibles, la información permita establecer la necesidad de adquirirlos de otros lugares que les sean más económicamente favorables.

El problema de la pobreza tiene su origen en la falta de fuentes de trabajo y relacionado con la disponibilidad de recursos por explotar, sean naturales, de transformación o de servicios, como base, pero puede haber otras opciones no muy comunes. De igual manera la educación es otro factor de igual importancia, por cuanto su relación con el trabajo posee una demanda directa que también contribuye en la fijación del salario o retribución por la calidad del servicio prestado y la disponibilidad de ese importante factor en el área que se pretende analizar.

Dando por sentado los conceptos descritos en los párrafos anteriores, es posible establecer diferentes mediciones justificadas, que permiten analizar estudios para buscar opciones de solución económica de una región o país, teniendo como propósito hacer productivos sus recursos básicos de la tierra y humanos, estos últimos inciden directamente en la riqueza o en la pobreza; es por ello que todos los gobernantes en el mundo dan prioridad a los temas de la producción y el trabajo en sus respectivos mandatos, algunos con éxito y otros a medias, pero su objetivo final es generar riqueza para paliar la pobreza; si bien es cierto que las nuevas generaciones llegan a ocupar las posiciones de los trabajadores que han llegado a la vejez, estos se convierten en pobres, aun cuando puedan tener una pensión, que desafortunadamente es paupérrima en relación con los salarios que devengaban, agregando que a esos momentos el costo de vida ya ha aumentado sustancialmente, que es un proceso constante, sin considerar el costo de mantenimiento de los hijos o nietos bajo su responsabilidad.

Tanto inversionistas como gobernantes tendrían que orientar sus financiamientos a proyectos para explotar materias primas nacionales, de plantas y árboles propios de nuestro origen que poseemos en grandes cantidades con propiedades alimenticias y/o medicinales, contando con la asistencia de oficinas y laboratorios especializados en las investigaciones de este tipo y estudios de factibilidad económicos y financieros para obtener resultados favorables, que de no existir es al Estado a quien corresponde crearlos para atraer a quienes desean entrar a este campo.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines